Qué es un Psicólogo Infantil.

El Psicólogo Infantil es el profesional que ayuda a las familias a resolver sus dificultades.
Para entender su labor, a los niños y adolescentes les contamos una metáfora:

“…un Psicólogo es un educador, que no enseña matemáticas ni Conocimiento del Medio…enseña a las personas a ser más felices. Tiene la habilidad de saber ver los corazones de la gente y saber si está triste, enfadado o feliz.
Nos enseña a detectar qué siente nuestro corazón y a poner soluciones que nos ayuden a estar mejor”.

Qué tipo de problemas interviene.
El psicólogo Infantil ayuda a las familias a resolver las dificultades con las que se encuentran en el día a día. Dificultades que cuando se resuelven permiten sentirnos mejor y ser más eficaces.

Existen varias opciones:

  • Cuando existe un Trastorno y es necesario el diagnóstico y proporcionar pautas de actuación a los papás y al niño para poder solucionar el problema. Es el caso del Trastorno de Hiperactividad, el Déficit Atencional, el Trastorno de Asperger, el Trastorno Autista, la Fobia Escolar, el Trastorno Obsesivo-Compulsivo, una Adicción a sustancias o a las nuevas tecnologías, el Trastorno Negativista Desafiante…
  • Cuando hay dificultades en la vida cotidiana, que de solucionarse harían la vida más fácil y el ambiente familiar más apropiado. Son por ejemplo, el aprendizaje de hábitos de autonomía de los niños de forma adecuada para que aprendan a comer solitos, a dormir en su habitación.
    O cuando nos es difícil comunicarnos con nuestro hijo adolescente porque no encontramos el momento ni las palabras adecuadas. O cuando nuestros hijos nos desobedecen y nos cuesta mucho que nos atiendan y escuchen.
    En ocasiones, todos necesitamos una guía para saber si la dirección tomada es la oportuna y la adecuada para la familia. El psicólogo puede ser esa guía.
  • Como forma de prevención de situaciones que van a ocurrir y poder controlarlas de la mejor forma posible.
    Por ejemplo cuando va nacer un hermano para poder manejar mejor los celos. Cuando va a haber una separación o divorcio de los papás, poder ayudar a los niños a que se adapten mejor a la nueva situación y evitar posibles traumas futuros. Para saber cómo organizar el horario de los niños y conocer las actividades extraescolares que son adecuadas y cuáles para cada niño. Para preparar a los niños en el cambio de colegios, cambio de ciclos y poder adaptarse de forma rápida y adecuada.
  • Realización de Informes. Tras la realización de la evaluación, diagnóstico e intervención, se puede proporcionar la información por escrito.
    Los Informes se realizan para valorar el Desarrollo de un niño, su Capacidad Intelectual, para procesos de Adopciones e Idoneidad, para situaciones de Separaciones y Divorcios, así como el Régimen de Visitas.

Cómo trabaja el Psicólogo Infantil.
La forma de trabajo en Esteco es muy característica.

  • Lo primero es que la familia se sienta acogida y comprendida. Para ello, tratamos de proporcionar un clima agradable para que tanto papás como niños se sientan cómodos. En Esteco tenemos diferentes zonas, como “rincones infantiles” especialmente creados para los más pequeños, zonas de juego y despachos habilitados con cuidadosos detalles tanto para acoger a los padres, como a los adolescentes como a los adultos.
  • A continuación, nuestro deseo es conocer a la familia. Nos inquieta saber quiénes son los padres, qué es lo que desean cambiar, por qué lo están pasando mal…y qué es lo que los hijos quieren, qué son capaces de hacer para cambiar y cómo serían más felices. Cada persona tiene su propia personalidad, su propia historia, sus creencias, sus valores, sus deseos y necesidades. Eso es lo que el psicólogo de Esteco desea conocer para poder ayudar con la mayor eficacia.
  • Ya que cada familia es única y singular, no realizamos intervenciones globales, tipo paquetes terapéuticos. La intervención es única y específica para cada familia. Proporcionamos los recursos tanto a los niños, los adolescentes como a los padres para poder ir solucionando sus dificultades.
  • Para realizar todo este proceso se utilizan diferentes recursos:
    • La ENTREVISTA para adolescentes, padres u otros familiares o profesionales.
      Es una forma de evaluación en la que mediante preguntas y respuestas podemos conocer mejor la situación, el problema y las personas. Es el psicólogo quien guía la entrevista y quien realiza las preguntas para conocer la información oportuna. La persona entrevistada no tiene que preocuparse, sólo relajarse y poder contar todo lo que desee y necesite.
    • Los CUESTIONARIOS para niños, padres o adolescentes.
      Es una forma de evaluación mediante papel. Se trata de preguntas referentes a la educación de los hijos, sobre emociones, comportamiento de cada miembro de la familia que se suelen realizar en casa para que las respuestas sean pensadas y elaboradas.
    • Pase de PRUEBAS ESTANDARIZADAS para hijos y/o padres.
      En ocasiones, puede ser necesario evaluar a los adolescentes o a los papás con un test de Personalidad, o una prueba de Desarrollo para saber las áreas evolutivas del niño, o conocer la Inteligencia. Para ello se realiza el pase de las pruebas en el centro en un entorno tranquilo y cercano.
    • Sesiones de JUEGO Y DIBUJO.
      En Esteco destaca el esfuerzo por dar a cada persona lo que necesita y por intentar comunicarse lo mejor posible. Por ello, utiliza recursos distintos para cada miembro de la familia. Con los niños se utilizan los recursos que nos permiten acercarnos a su mundo, como son los juegos. Evaluamos e intervenimos mediante materiales cercanos a la edad de los niños como plastilina, marionetas, pintura de dedos, juegos de mesa, dibujos…que nos permiten conocer de forma más real y eficaz las emociones y deseos de los niños y adolescentes.

      Nuestra principal herramienta de comunicación con los niños es el juego, adaptado a su edad y el dibujo en el que nos muestran sus deseos e inquietudes.
  • En Esteco se interviene desde la interdisciplinariedad. Esto es que nos ponemos en contacto con todas aquellas personas que son significativas para el niño y que pueden ayudar a solucionar el problema, como abuelos, hermanos u otros familiares. Así como otros profesionales como psiquiatras infantiles, neuropediatras, pediatras, logopedas, pedagogos, profesores particulares, psicólogos escolares…tanto para la evaluación como para la ayuda en la intervención.